DEFINICION

No existe un acurdo sobre la definición de Hospital de día de Salud Mental (HDSM). De hecho desde los inicios los HDSM se han usado para cometidos muy distintos, así Harris en 1957 los definía como “un lugar en el que los pacientes psiquiátricos pasan la jornada, beneficiándose de un régimen terapéutico, volviendo por la noche a su casa” (1).

El grupo de trabajo sobre HDSM de la AEN llego a una definición de consenso más especifica en la que se lo define como un recurso de atención continuada, de tratamiento intensivo y estructurado, limitado en el tiempo y orientado a la continuidad de cuidados en la comunidad. Se caracteriza por el tratamiento por el medio, definido como la utilización del tiempo y el espacio de manera terapéutica, mediante la integración de distintas actividades terapéuticas, trabajo en equipo interdisciplinar, con diferentes recursos, con el objetivo de llevar a los pacientes de la heteronomía a la autonomía. Consideran que un paciente está en tratamiento de hospital de día cuando acude, al menos, 20 hs/semana, que son los criterios mínimos que se requieren en la literatura se refiere a un horario de 20-35 hs semanales), para los casos con planes de tratamiento con horarios más reducidos proponen el término de programas parciales en el HD(1).

En 2004 se publicó el primer estudio comparativo de las características de los HDSM en distintos países europeos (Alemania, Inglaterra, Polonia, Republica Eslovaca y República Checa) realizado por el European Day Hospital Evaluation (EDEN) (2). Encontraron que los HDSM no tienen un perfil consistente, y los agruparon en tres categorías de acuerdo con el tipo de servicios ofrecidos: en el primer grupo reunieron a los destinados a tareas de rehabilitación, en el segundo los que combinan la idea de tratamiento agudo como alternativa al ingreso con tratamiento psicoterapéutico y el tercero los que combinan el tratamiento agudo como alternativa al ingreso con la rehabilitación. El perfil de pacientes atendidos varía entre ellos, en el primer grupo, destinado a rehabilitación, se excluyen con mayor frecuencia descompensaciones agudas, y se admite un mayor porcentaje de pacientes con trastornos esquizofrénicos; en el segundo grupo se admite una mayor proporción de pacientes con trastornos de ansiedad y personalidad y en el tercer grupo está entre los dos anteriores, pero más cerca del primero. Hay, no obstante, similitudes entre los cinco países:

1) En general en todos ellos se da una similar importancia a proveer tratamiento agudo. 2) Son excluidos en general trastornos asociados con alteraciones en el funcionamiento en la vida cotidiana, riesgo alto de complicaciones somáticas y necesidad de control de conductas-

3) Se identifican algunas actividades terapéuticas de los modelos de psiquiatría social.

En otras cuestiones estructurales son heterogéneos, así, se encuentran diferencias en cuanto a:

1) Tener o no un número fijo de plazas.

2) La relación entre el número de plazas del HD y el tamaño del área sanitaria de referencia.

3) La organización y afiliación a una unidad de internamiento psiquiátrica.

4) La cualificación de los profesionales que lo atienden.

5) Las expectativas de que el paciente acuda diariamente o no.

En los 80, Rosie propuso distinguir tres tipos de HD, con una clasificación que actualmente sigue siendo válida: los que son alternativa a la hospitalización, los programas de tratamiento en régimen de día y los centros de cuidados de día. Estos últimos han ido dejando de ser considerados HD, pasando a verse unos como recursos ocupacionales y a discutirse su efectividad y otros a enmarcarse como centros de rehabilitación (que en algunos países, como ha ocurrido en la mayoría de las CCAA de España se han diferenciado de otros tipos de hospitalización parcial)(1).

Casarino en 1982 donde describe al hospital de día psiquiátrico como: “un programa de tratamiento ambulatorio que incluye las principales modalidades de abordaje diagnóstico, médico, psiquiátrico, psicosocial y pre vocacional diseñado para pacientes con enfermedades mentales graves que requieren de un tratamiento coordinado, intensivo, comprensivo y multidisciplinario que no es proporcionado en el ámbito de las clínicas ambulatorias “(3).

Otra posible forma de entender el HDSM es distinguirlo de otros y otros posibles dispositvos de la red sanitaria y de servicios sociales, un hospital de día no es:

  • Centro de rehabilitación. URA. Pacientes crónicos estabilizados. Destinado a proporcionar un programa de rehabilitación a aquellos pacientes estabilizados. terminología que induce a confusión. Un HD puede desarrollar algún programa de rehabilitación específico pero su actividad básica está focalizada en el tratamiento activo.
  • Centro de Día.
  • Club de Enfermos.
  • Taller Protegido o Centro Laboral Protegido.

Para finalizar, el Decreto de Ordenación de la Salud Mental de Andalucía (4) define el Hospital de Día de Salud Mental como un dispositivo de hospitalización parcial, que en cuanto tal, se configura como recurso intermedio entre la Unidad de Hospitalización de Salud Mental y la Unidad de salud Mental Comunitaria, otorgándole las siguientes funciones:

a. Atender, en régimen de hospitalización diurna, a los pacientes derivados desde las Unidades de Salud Mental Comunitaria de su ámbito de actuación, mediante el desarrollo de programas de atención, en régimen de hospitalización parcial.

b. Dar el alta al paciente del Hospital de Día, en coordinación con la Unidad de Salud Mental Comunitaria de referencia, al objeto de garantizar la continuidad asistencial y de cuidados. Si se considera conveniente la derivación a otro dispositivo específico de salud mental, se realizará también en coordinación con la Unidad de Salud Mental Comunitaria.

c. Desarrollar programas de interconsultas y enlace cuando esté ubicado en un Hospital que carezca de Unidad de Hospitalización de Salud Mental.

d. Participar en el diseño de los programas comunitarios de atención a pacientes de alto riesgo y/o con trastorno mental grave. Para ello, se coordinará con las Unidades de Salud Mental Comunitaria o con otros dispositivos de salud mental encargados de desarrollar los programas mencionados, en el ámbito comunitario u hospitalario. Asimismo, ejecutará los programas o la parte de los mismos que le correspondan.

e. Desarrollar actividades de formación continuada, docencia de pregrado y postgrado e investigación en salud mental.

 Referencias.

1. Asociacion Española de Neuropsiquiatria (AEN). Grupo de trabajo de la AEN sobre Hospitales de Día. 2008;

2. Kallert T, Glockner M, Priebe S, Briscoe J, Rymaszewska J, Adamowski T, et al. A comparison of psychiatric day hospitals in five European countries – Implications of their diversity for day hospital research. Soc. Psychiatry Psychiatr. Epidemiol. 2004 Oct;39(10):777–88.

3. Marshall M, Crowther R, Almaraz-Serrano AM, Tyrer P. Hospital de día versus atención ambulatoria para trastornospsiquiátricos. La Biblioteca Cochrane Plus. 2008;2.

4. BOJA. Decreto de ordenación de los servicios de atención especializada a la salud mental. 2006;

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s